Cómo establecer tus objetivos para 2017

La última semana de cada año y/o la primera del siguiente, suelen ser fechas perfectas para revisar tus últimos meses y para establecer los objetivos del siguiente año.
Como decía Einstein, es poco inteligente hacer siempre lo mismo y esperar resultados diferentes. Ciertamente, si quieres cambiar algo en tu vida, tienes que hacer cosas diferentes las que venías haciendo.

Parece lógico, pero los seres humanos no solemos ser lógicos, no, y a menudo necesitamos reflexionar sobre ello para poder verlo y para poder establecer acciones correctivas.

Es conveniente empezar por pocos objetivos. Para establecerlos, lo mejor es primero enfocar “el todo de tu vida”, es decir las áreas que la componen y teniendo estas a la vista, es más fácil ver que debería funcionar de otra forma.

Como las áreas de la vida de una persona son muchas, y este años en el blog serán objetivo de varios artículos, he decidido simplificarlas en cuatro:

– ECONÓMICA-LABORAR
– SOCIAL-AMIGOS-FAMILIAR
– SALUD
– DESARROLLO PERSONAL (y para algunas personas también “Espiritual”)

Son más áreas, pero para comenzar, pensemos que con esas está bien…

Ahora míralas, y determina sin el alguna de ellas debes de hacer cambios este año o deben de quedarse igual.

En caso de que quieras que “algo suceda” en una de esas áreas, o que deje de suceder, escríbelo como un enunciado simple. Ejemplos:

ECONÓMICA-LABORAL

– Acomodar mis ingresos a los gastos, de modo que sobren mensualmente unos 100€ que pueda ahorrar para imprevistos.

– Aumentar mis ingresos en +200€.

SOCIAL-AMIGOS-FAMILIAR

– Pasar media hora más al día con mis hijos.

SALUD

– Salir a andar durante al menos una hora al menos dos días por semana.

DESARROLLO PERSONAL (y para algunas personas también “Espiritual”)

– Meditar al día 5 minutos de lunes a viernes.

No todo vales a la hora de establecer objetivos. No. Se ha hablado mucho de eso ya, así que te resumo lo más importante:

– Mejor que sean pocos. Si son muchos es complicado cumplirlos. Creo que para comenzar, proponerte de 4 a 6 estaría bien.

– Los enunciados de los objetivos deben ser sencillos, y hablar de un sólo tema (no mezclar varias cosas en uno).

– Deben referirse a personas concretas. Por ejemplo yo he indicado “ganar +200€”, tratando de ser concreto, en lugar de decir “ganar mucho más dinero”, que es muy ambiguo (“mucho”).

– Además, establecer cifras o fechas concretas nos va a ayudar a poder medirlos, es decir, decidir si los hemos cumplido.

– Como has visto, los objetivos que he puesto son también “terrenales”, accesibles. He dicho por ejemplo, “hacer 5 minutos de meditación diaria de lunes a viernes”, ya que ¿para qué apostar por más si se que no voy a poder hacerlo?

Se puede hablar más de esto… pero de momento está bien.

Me quedan más cosas que contarte.

Hemos dicho que mejor señalar de 4 a 6 objetivos, ahora bien… te recomiendo apuntarlos en alguna parte donde los puedas revisar frecuentemente. Por ejemplo:

– Una pequeña nota de papel que puedas llevar en tu cartera.

– Una nota que lleves en una APP del móvil.

¿Para qué? Eso te permitirá consultarlos a menudo y así poder “enfocarte” en ellos. Decía Estephen Covey en sus siete hábitos de la gente altamente eficaz que el primero de ellos era: COMENZAR CON UN FIN EN MENTE, es decir, tener claro hacia dónde voy. ¿Te suena? Sí, está hablando de tener claros los OBJETIVOS.

A partir de ese momento, debes tener claro que te llegarán muchas más cosas. Te harán propuestas. Surgirán opciones. Te llamarán para este o para lo otro… y entonces sería bueno que tú mirases tu listilla de objetivos y te preguntases:

¿Este que me viene ahora…?

a. Ayuda mis objetivos

b. Es neutro con mis objetivos (es casi imposible que no te robe tiempo o concentración).

c. Perjudica a mis objetivos.

Si es la primera opción, ¡bravo!, ¡adelante!

Si te ocurre lo segundo, vale, bueno…

Si te ocurre lo tercero, sólo tienes dos caminos, o dejarlo, que a veces cuesta mucho, o cambiar tus objetivos. Es lícito cambiar tus objetivos, pero lo que no funciona es plantearte unos objetivos anuales y luego destinar tu tiempo a hacer cosas distintas.
Es como si decides que vas a ir de Madrid a Barcelona (noreste)y luego al montarte al coche, conduces hacia Almería (sur).

Los objetivos deben evaluarse. Si esperas a Diciembre (2017) para ver si se han cumplido, no tendrás tiempo para hacer correcciones. Lo ideal es revisarlos cada tres meses (al menos) y tener una gran revisión cada seis (en verano) de modo que tengas tiempo de MANIOBRAR.

Be the first to leave a comment. Don’t be shy.

Join the Discussion

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>